cascos motos andorra martimotos

Elige tu casco de moto perfecto

Si estáis a punto de compraros un nuevo casco de moto, hay ciertos aspectos a tener en cuenta antes de sacar la cartera. A menos que no tengáis ni idea, todos sabréis que existen, literalmente, infinidad de tipos de cascos en el mercado. Por esto hemos creado esta petita guía, para que tengáis claro qué modelo elegir.

 

Lo primero  que debemos tener en cuenta para comprar un casco moto es saber si están aprobados y homologados. Éstos han pasado por una serie de inspecciones y aseguran la óptima protección. Si estáis mirando cascos por Internet, aseguraos de que tengan dicha aprobación, entendiendo que en las tiendas físicas todos los modelos están homologados, pero nunca está de más comprobar.

Elige tu propio estilo

Una vez comprobado que los cascos estén homologados, debemos pensar que casco y estilo nos gustaría más, ya que cada tipo tiene sus propias ventajas y desventajas. Hoy en día disponemos de cascos completamente integrales, cascos abiertos, cascos de motocross, cascos modulares, entre otros.

 

Si queremos notar el viento en nuestra cara optaremos por un casco abierto pero si queremos una total protección debemos elegir un casco completamente integral ya que como su nombre indica, cubren toda la cara completamente. A los que queráis un poco de todo, algo entre medio de un casco medio y otro integral, se puede optar por un casco en que la parte inferior se abre y se cierra, pero también acostumbran a ser más caros.

Obviamente, la moto que se tenga influye mucho en qué estilo de casco compraremos.

 

¿Qué accesorios tiene?

La tercera cosa a tener en cuenta es mirar si los cascos vienen con accesorios y cuáles son. Es importante mirar si el casco dispone de suficiente ventilación en la cabeza para que el viaje sea más fresco y cómodo, especialmente cuando hace calor.

 

También es interesante comprobar si la visera se puede reemplazar fácilmente, éstas pueden ser rayadas o dañadas fácilmente y poder cambiar la visera de forma rápida es una forma de mantener el casco como si fuera nuevo. Así que atentos con los accesorios.

 

 

No podía faltar el diseño

La última cosa a tener en cuenta, pero no menos importante, es el color o el patrón del casco. A todos nos gusta tener un casco a la moda y que tengan un poco de estilo. Debemos decidir entre un casco liso, que siempre son bonitos y más clásicos, o un casco con una gama de colores. Podemos estar interesados en cascos con diseños acabados en aerógrafo o en mate o brillantes. Es sorprendente la variedad de diseños disponibles así que tómate tu tiempo.